domingo, 7 de octubre de 2012

Evolución del movimiento por la educación: Los emplazamientos, las respuestas y la discusión de las bases

El 6 de septiembre, el movimiento por la educación entregó una carta dirigida al ministro Harald Beyer, como un emplazamiento para que se pronunciara respecto a las demandas que se vienen instalando a través de la movilización social desde mucho antes del 2011, pero que ese año, quedaron al descubierto nuevamente. La carta fue realizada con la participación del Colegio de Profesores, la Coordinadora Nacional de Estudiantes Secundarios, la Asamblea Coordinadora de Estudiantes Secundarios, la Confederación de Estudiantes de Chile, la Agrupación de Estafados por el Crédito Corfo y el Consejo Nacional de Trabajadores de las Universidades Chilenas, es decir, todos los actores directamente vínculados con el proceso educativo, proponiendo unificadamente una pauta de reformas y criticando los vicios del actual modelo educativo chileno.

El documento fue validado por los plenos y las asambleas de las organizaciones anteriormente mensionadas y asistieron a entregar este emplazamiento, los principales voceros y dirigentes. El documento tiene 3 ejes que engloban todo el sistema educativo: 1) respecto a la educación escolar, 2) respecto a la educación superior y 3) respecto al marco institucional y la regulación del sistema.

[REVISE EL DOCUMENTO CON EL EMPLAZAMIENTO AL MINEDUC ACÁ]

El ministro se comprometió a responder a este emplazamiento y lo hizo el 28 de septiembre, envíando, según fuentes del mismo ministerio, a todas las organizaciones que lo habían emplazado, la respuesta. Y publicándola en formato digital. Esta contestación está evidentemente cargada de la religiosidad neoliberal que se predica día a día en el ministerio, proponiendo más subvenciones y apoyos indirectos orientados a oxigenar el "mercado educativo", cuando evidentemente lo que está diciendo la sociedad chilena es que la educación chilena no puede ser entendida como un mercado. Finalmente, es la respuesta esperable desde un grupo de tecnócratas que defienden el modelo ciegamente y no se dan cuenta de lo que está ocurriendo realmente en las calles.

Llama la atención también -y hay que decirlo- que no todas las organizaciones firmantes del documento se hayan dado el trabajo de discutir la respuesta del ministro con sus bases. Por supuesto que hay excepciones en colegios, liceos y universidades, pero ¿cómo la CoNES, la ACES y la CONFECh, pueden emitir opinión sobre "la respuesta de Beyer" a las demandas del movimiento por la educación, si muchas de sus bases ni se enteraron de dicho documento?. Teniendo en cuenta las excepciones, vale la pena hacer esa crítica y el llamado a los dirigentes, que muchos pareciera que han guardado esta respuesta bajo 7 llaves, a que sean capaces de hacer una autocrítica y reconocer que ellos son representantes y como tales, no solo tienen la autoridad para tomar decisiones en vista de la representación otorgada por sus bases, sino que en esa misma autoridad que tienen para representar, tienen el deber de informar y consultar a sus bases respecto de los temas de importancia, cosa que al parecer, en muchos casos no se está haciendo.

Quizas, mucha gente se enterará de la existencia del documento por este post de mi humilde cuchitril, por lo mismo dejo una copia que he subido a Scribd para que lo revisen. Nadie niega que la respuesta deje mucho que desear, pero todos tenemos el derecho a saber qué hacen nuestros representantes.



Isaac Gajardo
Respuesta Ministro Beyer al emplazamiento realizado por el movimiento por la educación (28 sept 2012)